Advierte CEPAL que la desigualdad disminuye en AL, pero no en México

Por Silvia Garduño
AGENCIA REFORMA
CD. DE MÉXICO.- América Latina ha progresado más en el combate a la pobreza que en la disminución de la desigualdad, revela una investigación de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL).
El estudio "Panorama Social de América Latina" destaca que mientras en la mayoría de los países de la región disminuyó la pobreza, en México se mantiene una tendencia al alza.
Tan sólo de 2011 a 2012, la población en condición de pobreza pasó de 36.2 a 37.1 por ciento.
Alicia Bárcena, secretaria ejecutiva de la CEPAL, dio algunas de las razones que explican ese rezago.
"Lo que le ha pasado a México es que tiene menores tasas de crecimiento, y esto ha sido quizás el gran tema de la economía mexicana, que no ha podido despegar en el tema de crecimiento, y la severidad de cómo le golpeó la crisis de 2008", explicó la especialista.
El informe destaca que, en 2013, 164 millones de latinoamericanos viven en situación de pobreza, lo que equivale a 27.9 por ciento de la población. De éstos, una cuarta parte reside en México.
Dentro de esa categoría, 68 millones viven en pobreza extrema y 15.6 millones son mexicanos.
Aunque la distribución del ingreso en América Latina ha mejorado en la última década, los cambios han sido graduales y apenas perceptibles en las variaciones anuales, es otra de las conclusiones a la que llega la CEPAL.
En ese tema, el quintil más rico de la población en México --el 20 por ciento de los hogares con mayores ingresos-- capta 46.2 ciento de los ingresos, en tanto que el 20 por ciento de los hogares más pobres capta únicamente 6.6 por ciento de los ingresos.
En 2002, el quintil más rico captaba 49.1 por ciento de los ingresos, y el más pobre, 5.9 por ciento.
Pero la desigualdad es un problema que está presente no sólo en México, sino en toda la región.
"La elevada desigualdad en la distribución de los ingresos es uno de los rasgos característicos de América Latina en el contexto internacional. El quintil más pobre capta, en promedio, un 5 por ciento de los ingresos totales", reseña el organismo.