Por Silvia Otero
EL UNIVERSAL
CD. DE MÉXICO.- La Procuraduría General de la República (PGR) obtuvo la orden de arraigo contra cinco presuntos implicados en el robo del transporte que trasladaba equipo médico y material radiactivo conocido como Cobalto 60; en tanto que un sexto sospechoso, Andrés “N”, de 16 años, quedó libre bajo reservas de ley en calidad de testigo.
A fin de ampliar la investigación en torno a este incidente en el que se presume la participación de una red dedicada al robo a transportistas que operan en el Estado de Hidalgo, la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO) solicitó la medida cautelar a un juez especializado, quien concedió el arraigo por 40 días, por la posible comisión de delitos de delincuencia organizada y robo a transporte, y los que resulten.
Autoridades de la dependencia detallaron que derivado de la indagatoria que se inició por el robo perpetrado el 3 de diciembre pasado, cuatro de los presuntos implicados podrían pertenecer a la organización dedicada al robo de autotransporte que opera en Hidalgo, por lo que uno de los fines del arraigo es tratar de ubicar a otros posibles integrantes de la banda, relacionados con diversas denuncias de robos con y sin violencia en la entidad y estados colindantes, en los que se operó de la misma forma.
Otro de los arraigados, identificado como Luis Ángel “N”, de 25 años, es presunto responsable de la compra de vehículos robados, por lo que se busca establecer si pertenece a la misma red; Este sujeto junto con el menor de edad, estuvo expuesto al material radioactivo que transportaba la unidad robada, por lo que presentaron síntomas que los obligaron a acudir a un hospital de la zona de Tizayuca, al que ingresaron la noche del miércoles.
Horas después los cuatro presuntos implicados restantes también tuvieron que ser atendidos en el Hospital General de Hidalgo por los padecimientos que presentaron, que evidenciaron su presunta implicación en el robo del vehículo que trasladaba el Cobalto 60.