Banner

Por Natalia Vitela
AGENCIA REFORMA
CD. DE MÉXICO.- Trabajar por un México País libre de corrupción y violencia fue uno de los principales compromisos hechos por los obispos del País ante el Presidente Enrique Peña Nieto, aseguró Antonio Ortega, obispo auxiliar de la Arquidiócesis Primada de México.
Los obispos se reunieron con el Presidente, así como con Miguel Ángel Osorio Chong, secretario de Gobernación, y Eruviel Ávila, gobernador del Estado de México, el pasado viernes con motivo de su 97 Asamblea Plenaria.
Ortega, quien celebró misa en Catedral, afirmó que los prelados también se comprometieron con Peña Nieto a crear una Iglesia, una comunidad, donde se evite el error y la mentira.
“A mí me da mucho gusto ese comprometernos nosotros a trabajar, a no depender de otros, sino trabajar todos con alegría en la construcción de un País diferente, de un País mejor”.
Durante la asamblea, mencionó, los Obispos coincidieron en que uno de los retos principales de la Iglesia es inculcar el evangelio.
“El compromiso de todos los Obispos es inculcar el evangelio en situaciones sociales, políticas, familiares, de jóvenes y de niños. Que verdaderamente nosotros como Pedro les digamos que Cristo ha resucitado no con palabras sino con nuestra propia vida”, sostuvo.