Banner



Por Adán García
AGENCIA REFORMA
MORELIA.- El cuerpo élite de la Fuerza Rural, antes grupos de autodefensa, inició operaciones en los límites de Michoacán y Jalisco para combatir al crimen organizado.
El escuadrón, bautizado como Grupo de Operaciones Especiales G300, estará coordinado por la Marina, el Ejército y la Policía Federal.
“Es básicamente (un cuerpo de seguridad) para todo el Estado, es un grupo que está llevando una capacitación para tener vigilancia en nuestro Estado”, declaró Alberto Gutiérrez, ex vocero del movimiento de autodefensas y miembro de ese agrupamiento.
Vía telefónica, Gutiérrez dijo que el grupo inició operaciones en las localidades de Zamora, Jacona, Jiquilpan y Sahuayo, donde se han registrado algunos brotes de violencia en las últimas semanas.
El también llamado “Comandante Cinco” precisó que el grupo está conformado por 250 hombres.
Entre sus integrantes está Luis Torres, “El Americano”, ex jefe de una célula de autodefensas y quien ha sido acusado de nexos con la delincuencia.
“Es como un grupo élite, es un grupo que está recibiendo entrenamiento, disciplina, todo. Nos están dando clase de derechos humanos, haciendo las cosas lo mejor que se puede”, destacó Gutiérrez.
“Está dentro de la Fuerza Rural, se llama Grupo de Operaciones Especiales G300”.
Una de las tareas de este agrupamiento, sostuvo, es ubicar y detener a Servando Gómez, “La Tuta”, líder de Los Caballeros Templarios.
“Básicamente el armamento es el mismo (que el resto de los elementos de la Fuerza Rural), lo que sí es que vamos a llevar una capacitación, un ejercicio más rudo, más completo, pero con 100 por ciento de disciplina y el tema principal son los derechos humanos”, sostuvo.
Por separado, Estanislao Beltrán, ex jefe de las autodefensas, afirmó que desde el fin de semana este grupo lleva a cabo acciones de vigilancia en Zamora, la tercera ciudad más poblada de Michoacán.
Beltrán explicó que entre las tareas de estos policías están el ubicar vehículos con reporte de robo y tiraderos de droga al menudeo.