Banner

Por Ernesto Sarabia
AGENCIA REFORMA
CD. DE MÉXICO.- La moneda mexicana avanzó este viernes frente al dólar libre y esto contribuyó que finalizara con un balance semanal favorable, después de cuatro periodos comparables sin beneficios.
En una sesión de pocos datos económicos en el mundo, el dólar libre cedió cuatro centavos en operaciones de ventanillas de Banamex, para cerrar a 12.68 a la compra y a 13.28 a la venta, su menor precio en casi tres semanas.
Esto equivale a una utilidad semanal para el peso mexicano en transacciones de menudeo de dos centavos y en la paridad de mayoreo, la moneda local, al igual que entre el 13 y el 20 de junio, avanzó 0.65 centavos.
No obstante, el peso pudo acumular dos semanas consecutivas con números a favor ante el dólar interbancario.
Al final de la sesión, el tipo de cambio de mayoreo se ofreció en 12.9880, una cotización sólo menor a la contabilizada el 12 de junio pasado, de 12.9645 unidades.
Mario A. Copca, experto del mercado de divisas de Metanálisis, consideró que la semana el factor más relevante para los inversionistas fue la revisión del crecimiento en el PIB americano del primer trimestre el año.
La economía de EU disminuyó 2.9 % en el primer trimestre de 2014, en lugar de bajar 1.8 como había pronosticado el consenso del mercado.
Otro catalizador que encontraron los mercados en la semana fue la cifra de inflación en la Unión Americana, agregó, así como algunos comentarios de funcionarios de la Reserva Federal de Estados Unidos.
Según Copca, al parecer los mercados están descontando que las tasas de fondos federales en EU podrían subir a mediados del próximo año.
Por lo que respecto a la sesión del 27 de junio, a primera hora, circuló por los pasillos financieros el dato de junio sobre la confianza del consumidor en Estados Unidos, el cual se ubicó en 82.5 puntos, un número mejor que las 82.0 unidades esperadas por el consenso del mercado.
Pero la confianza sobre la economía en la zona del euro se vio mermada en el quinto mes del año.
Juan Carlos Alderete, estratega de mercado cambiario de Banorte-IXE, mencionó que la confianza económica de la eurozona cayó inesperadamente a 102 puntos en mayo pasado, afectada por la fortaleza del euro y el conflicto en Ucrania.
Además, la inflación subyacente en Japón se ubicó en 3.4 por ciento anual en mayo, su mayor nivel desde 1982 y sugiriendo poca necesidad de incrementar el estímulo monetario, dijo Alderete.
Con relación al cierre de mercados bursátiles en Estados Unidos, hoy lograron hacerlo con números positivos, aunque no alcanzó para evitar el sesgo negativo en la semana.
Entre el 20 y el 27 de junio de este año, el Dow Jones bajó 0.56 por ciento, tras su alza de 1.02 por ciento en la semana previa.
El Standard & Poor’s descendió 0.10 por ciento semanal, luego de su ganancia de la semana anterior, y el Nasdaq obtuvo su segundo periodo comparable con rendimiento, colocándose en la semana terminada en 0.68 por ciento.
Después de cuatro días con minusvalías, en la Bolsa Mexicana de Valores, el Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) presentó un declive semanal de 0.87 por ciento, quedando en 42 mil 493.86 puntos.
El índice de las 50 empresas más importantes en el eurogrupo, el Euro Stoxx, también acusó números en contra en la semana, con un balance de menos 2.26 por ciento, destacando las pérdidas de los mercados italiano y francés, con 3.04 y 2.30 por ciento, en ese orden.