Banner

Por Mar Zarrabal
y Víctor Alemán
AGENCIA REFORMA
CD. DE MÉXICO.- Renault-Nissan y Daimler están ampliando su cooperación para fabricar de manera conjunta autos compactos de marca Premium en México.
Las empresas invertirán mil millones de euros (unos mil 360 millones de dólares) para construir una nueva planta en Aguascalientes que tendrá una capacidad anual de 300 mil vehículos.
Ambas compañías generarán unos 5 mil 700 empleos (incluyendo ingeniería, trabajadores en la línea de producción y personal de staff), cuando la nueva planta esté a su plena capacidad, esperada para el 2021.
En conferencia conjunta, Carlos Ghosn, director ejecutivo de Renault-Nissan, y Dieter Zetsche, de Daimler, destacaron que sus empresas acordaron establecer una alianza 50:50 para construir y operar la nueva planta, cuya construcción iniciará el año próximo.
Ambas empresas esperan iniciar la producción de los modelos Infiniti en 2017 y la producción de los autos Mercedes-Benz iniciaría en 2018.
Daimler y Nissan compartirán el costo de la inversión total en la nueva planta.
“En Aguascalientes, llevaremos nuestra exitosa alianza a un nuevo nivel, combinando las capacidades de las dos empresas en una planta de producción. Justo hace cuatro años cuando formamos la alianza, la decisión de la nueva planta en México representa el mayor logro”, dijo Dieter Zetsche, presidente y director del consejo de Daimler AG.
Los directivos destacaron que la alianza establecida hace cuatro años les ha permitido reducir costos, compartir plataformas y tecnologías.
“La fabricación de compactos está mostrando el alcance de la alianza; necesitamos crecer en el segmento de compactos premium”, dijo Carlos Ghosn, de Nissan-Renault.
Por su parte, el Presidente Enrique Peña Nieto destacó en una videograbación que esta inversión será una gran oportunidad para crear cerca de 6 mil empleos e impulsar a México como octavo productor y cuarto exportador.
José Muñoz, chairman de Nissan para Norte América, aseguró que esta sociedad con Daimler permitirá el desarrollo y se buscará producir 800 mil unidades en México, una cifra sin precedentes.
El gobernador de Aguascalientes, Carlos Lozano, señaló por su parte que un foco de atracción para las empresas es el impacto que esperan ver de las reformas estructurales, además del relanzamiento de la industria automotriz en el Estado.
Añadió que en la Entidad han realizado inversiones inéditas en infraestructura y servicios con el fin de recibir alianzas como la de Daimler y Nissan-Renault.
En su participación, Ildefonso Guajardo, secretario de Economía, dijo que México llegó a un punto de consolidación como plataforma industrial para repuntar marcas automotrices en el mundo.
Expuso que el comercio y los tratados internacionales han funcionado al integrar estrategias de negociación de empresas internacionales con México.
“El factor de éxito es la credibilidad y constancia que tenemos en el sector automotriz”, dijo.