Banner

Por Horacio Jiménez
y Francisco Nieto
EL UNIVERSAL
CD. DE MÉXICO.- Después de dos años abandonados, la Dirección de Almacén e Inventarios de la Cámara de Diputados vendió en cuatro millones 205 mil 700 pesos el lote de 100 automóviles y camionetas en desuso que mantiene en uno de los estacionamientos del Palacio Legislativo.
Con estos 4.2 millones de pesos, la Cámara de Diputados ganó un millón 550 mil pesos más sobre el precio base en lo que había tasado los vehículos, que era dos millones 655 mil 700 pesos.
Este viernes, los funcionarios de San Lázaro asignaron la licitación a una persona física, quien pidió el anonimato, pero en promedio cada auto fue vendido en aproximadamente 42 mil pesos.
El ganador se asoció con cuatro empresas más para alcanzar esta cifra y poder adquirir los vehículos. Según su testimonio, a cada unidad le invertirán en promedio cuatro mil pesos para poder revenderlos.
Según las bases, “el ganador tiene 10 días hábiles para entregar toda su documentación y hacer el depósito final, después de que dejó en garantía un cheque con el 10% del total de su oferta para después llevarse los vehículos de las instalaciones de la Cámara de Diputados”.
El Universal publicó desde el pasado 26 de mayo que en uno de los estacionamientos de San Lázaro existía un lote de autos y camionetas abandonados, propiedad de la Cámara Baja.
El parque vehicular “olvidado” está conformado por camionetas y autos compactos con modelos de 2000 a 2006 que se encuentran a la intemperie, a algunos ya les faltan piezas y los interiores; las carrocerías y los motores ya acumulan deterioro y fallas mecánicas. La situación derivó en que las autoridades de San Lázaro aceleraran el proceso de venta.
De acuerdo con un documento que posee El Universal, se establece que el costo base del lote fue de dos millones 655 mil 700 pesos, pero en esta oferta hubo “gangas” como una camioneta Cheyenne pick-up 1994, en seis mil pesos; un Sentra GXE 2006, en 14 mil pesos; un jeep Patriot 2008, en 61 mil pesos, o un Optra 2007, en 16 mil 100 pesos.
También una Suburban 2006, en 47 mil pesos; una Ram Wagon 1500 modelo 2000, valuada en 16 mil 900 pesos, y una Volkwagen Eurovan 2006, a un precio de 24 mil 300 pesos.
En total fueron 58 personas las interesadas en adquirir los vehículos, pero se fueron descartando hasta quedar en 14 y en un sobre cerrado entregaron su documentación, su propuesta económica y un cheque por lo menos con 10% de su oferta total del lote completo.
Ahora, sólo falta el depósito y que el ganador se lleve los vehículos de San Lázaro, muchos de ellos mediante grúa por el deterioro.