La PGR no presentó cargos contra la encargada del albergue; Consignan a 6

Por Rolando Herrera

AGENCIA REFORMA

CD. DE MÉXICO.- Rosa del Carmen Verduzco, “Mamá Rosa”, quedó anoche en libertad tras haber permanecido durante cuatro días a disposición de la Procuraduría General de la República (PGR).

Alrededor de las 22:00 horas amigas de la mujer le anunciaron a los simpatizantes de “Mamá Rosa” que se retiró la vigilancia de la Policía y que a partir de ese momento estaba en libertad y podía comenzar a recibir visitas.

“Está tranquila, está libre gracias a Dios, está tranquila”, indicó una de las primeras mujeres que pudo ingresar a la habitación 206 del Hospital San José de Zamora a saludarla.

La noticia fue recibida con júbilo por el grupo de simpatizantes de “Mamá Rosa” que se habían congregado desde las 20:00 horas a las afueras del nosocomio para esperar la resolución de la PGR.

Horas antes, seis de los nueve detenidos el martes pasado en el Albergue “La Gran Familia”, fueron consignados a los penales federales varonil, femenil de Nayarit.

El abogado Jorge Christian Hellinger informó que los trasladados a los penales son Felipe Serrano Gómez, “El Kiro”; Enrique Hernández, “Cito”; David Verduzco, “Rollo”; Miguel Ibarra, “Maycon”; Vicente Félix y Lourdes Verduzco, apodada “Gorda”.

En tanto que Claudia Priscila Salazar y María Rosa Viveros, quienes se desempeñaban como maestras en el albergue, quedaron en libertad por falta de elementos.

Hasta el cierra de esta edición, la PGR no había informado oficialmente sobre la situación jurídica de Rosa Verduzco y de sus subordinados en la casa hogar.

Ninguna autoridad precisó los delitos de los que son acusados las seis personas que fueron consignadas.

De acuerdo con testimonios de menores internos en La Gran Familia, los sujetos apodados “El Kiro”, “Cito” y “Maycon” abusaron sexualmente en repetidas ocasiones de los menores internos en la Casa Hogar de “Mamá Rosa”.



Júbilo

Alfonso Degollado indicó que “Mamá Rosa” abrazó a todos su hijos, como les llama a los egresados del albergue, quienes ingresaron de dos en dos a saludarla.

“Está muy contenta, contentísima, me dijo que no me quería llenar de mocos porque me estaba saludando de beso. Se levantó de la cama, está abrazando a todo mundo, besitos a todos, está contentísima. Es una mujer nueva, muy fuerte y hay Rosa para muchos años”, dijo el egresado de La Gran Familia.

Lo más probable, dijo Degollado, es que la mujer, que el próximo mes va a cumplir 80 años, siga internada unos días más, pues a pesar de su fortaleza y buen ánimo, sigue delicada de salud.

“Su estado de salud es delicado, no sé qué digan los médicos, pero supongo que va a seguir hospitalizada hasta que no esté restablecida por completo”, señaló.