NOTIMEX
CD. DE MÉXICO.- La Asociación Mexicana de Entidades Financieras Especializadas (AMFE), trabaja ya para que sus agremiados se sumen al Buró de Entidades Financieras.
El presidente de la AMFE, Alejandro Martí Bolaños-Cacho, destacó que dicho Buró fortalece el proceso de inclusión financiera, la cual requiere ser impulsada para que el País logre una nueva etapa de crecimiento y desarrollo económicos.
Así, “los asociados a la AMFE apoyan los esfuerzos que realiza el Gobierno Federal para generar una mayor inclusión”, subrayó Martí Bolaños-Cacho en un comunicado.
Esta asociación, destacó, colabora internamente con sus afiliadas, entidades financieras especializadas, a efecto de que puedan incorporarse a dicho registro, en tiempo y forma, de conformidad con el estándar que debe prevalecer.
Ello, agregó, en cuanto a los términos de protección a los usuarios de los servicios financieros, seguidos por las entidades no bancarias más relevantes en el País.
En este sentido el Buró representa un mejoramiento en el sistema financiero mexicano, para los integrantes de la Asociación que son los más grandes e importantes del sector especializado.
Sin embargo, opinó que hay un punto que debe tener un ajuste en favor de la transparencia de la información que se presenta y para evitar daños adicionales e injustificados en la reputación e imagen de las empresas.
Se trata, dijo, de las sanciones que aplican a las entidades las diferentes autoridades financieras como la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, el Banco de México y otras, y cuya sumatoria se publicará trimestralmente en las tablas informativas del Buró para hacerlas de conocimiento público.
Precisó que en dicha sumatoria se incluirán todo tipo de sanciones, sin importar que éstas se encuentren en firme o no, es decir sin considerar que algunas estén en proceso de revisión o defensa por parte de las entidades financieras sujetas a estas reglamentaciones.
Lo que constituye una garantía individual que debe ser considerada a efecto de no dañar la imagen y crédito mercantil de las mismas y una parte de su patrimonio.
Es por ello “que la AMFE propone que para tener una mayor transparencia en la operación de los intermediarios financieros no bancarios, se incluyan las sanciones en firme”.
En tanto, señaló, aquéllas que aún no lo estén, se establezca claramente esa situación o estado del proceso sancionador, por parte de las instancias competentes para ello.