Por Verónica Gascón
AGENCIA REFORMA
CD. DE MÉXICO.- En el País, 2.1 millones de personas están en busca de un segundo empleo para incrementar sus ingresos, de acuerdo con datos al primer trimestre de 2014 del Instituto Nacional de Estadística y Geografía.
Los bajos salarios impulsan a los trabajadores a buscar otra opción.
“Trabajo hay, pero el salario es bajo”, explicó Mitzi Gómez, de la fundación Pro Empleo.
Relató que cada vez más personas se acercan a esta fundación para poner un negocio, pues tienen el deseo de dejar de ser asalariados para volverse empresarios.
“Asisten personas que ya tienen trabajo, pero que quieren tener un poco más de dinero porque con lo que cuentan no les alcanza y sí, es un hecho, que cada vez llegan más personas”, comentó.
La fundación imparte cursos de capacitación a las personas que deciden invertir para abrir un pequeño negocio, lo cual contribuye a que sobrevivan y superen los dos primeros años, los más críticos.
Pro Empleo ha asesorado a 935 empresarios en 4 años sólo en la Ciudad de Cuernavaca, Morelos.
“No estamos peleados con que las personas tengan empleo, lo que buscamos es sumar que las personas tengan un segundo ingreso, cambiarles la mentalidad de ser solamente empleados y sean empresarios y que ellos a su vez puedan emplear a otras personas”, externó.
Señaló que las mujeres son las que recurren a más a este tipo de opciones y se inclinan por abrir cocinas económicas, estéticas, farmacias, tiendas de mantenimiento para equipo de cómputo, jabones artesanales, herbolaria y bisutería, entre otros giros.