Alertan expertos de fenómenos naturales más potentes en el futuro

Por Mariana León
EL UNIVERSAL
CD. DE MÉXICO.- La Comisión Nacional del Agua (CONAGUA) alertó que el País requiere mayor infraestructura para enfrentar esta temporada de lluvias, ciclones y huracanes, ya que en México no se cuenta con los sistemas de alerta necesarios para prevenir estos riesgos y tampoco se tienen protocolos actualizados en la atención de emergencias.
A través del “Atlas de vulnerabilidad hidrometeorológica estatal”, disponible para cada una de las 31 entidades del País y del cual El Universal tiene copia, se exponen las principales vulnerabilidades de cada Estado.
Entre las entidades con mayor riesgo están Distrito Federal, Estado de México, Chiapas, Tabasco, además de Baja California Sur.
Raúl Rivera, especialista del Sistema Meteorológico Nacional (SMN), dijo que la población no puede bajar la guardia ante la temporada de ciclones, porque se espera que en los meses de agosto y septiembre se intensifiquen las lluvias provocadas por el fenómeno meteorológico conocido como “El Niño”.
“La población debe estar bastante atenta, porque viene una segunda etapa de la temporada de lluvias, después del fenómeno que se conoce como ‘canícula’ y después vendrá un segundo valor máximo en el mes de septiembre, aunque algunos estados perciban una reducción de las lluvias esto es momentáneo”, explicó el experto.

Riesgos por estado
Para la Ciudad de México el diagnóstico pide que se intensifique la rehabilitación y mantenimiento del sistema actual de regulación y conducción de aguas negras, además de mejorar los protocolos para la disposición de residuos sólidos.
Para el Estado de México, el estudio señala que “para asegurar la capacidad de desagüe del Valle de México hace falta intensificar la construcción de infraestructura nueva, así como la rehabilitación y mantenimiento del sistema actual de regulación.
En Guerrero, uno de los estados más afectados por las lluvias provocadas por los fenómenos meteorológicos “Ingrid” y “Manuel” del año pasado, se pide el mantenimiento de la infraestructura de obras de protección para áreas productivas en los municipios de la Costa Grande, Costa Chica y de La Montaña; además de la reconstrucción de bordos y muros en tramos aislados de los ríos.
A Baja California Sur se le solicita “reforzar su capacidad de respuesta para la atención de emergencias ocasionadas por fenómenos hidro-meteorológicos, junto con equipo especializado, sobre todo en los municipios de Los Cabos y Comondú”.
En Baja California urge a evitar construir obras que estén dentro de los cauces que obstruyan el funcionamiento del sistema hidrológico. En Oaxaca solicita la construcción y rehabilitación de sistemas de agua potable de al menos 41 comunidades.