Banner

Esa matanza reavivó la discusión en Estados Unidos sobre las armas de fuego, debate que llegó al Congreso, donde no prosperó una iniciativa para endurecer y restringir la venta y posesión de armas en el país.

NOTIMEX
Washington.- El presidente estadunidense Barack Obama recordó hoy a los 20 niños y seis adultos asesinados hace un año en una escuela de Newton, Connecticut, y llamó a hacer cambios en la política del uso de armas de fuego.
En su mensaje sabatino, el mandatario consideró que los padres de esos niños asesinados son un ejemplo que ha encabezado la búsqueda de cambios en la sociedad.
"No podemos olvidarnos que los cambios verdaderos no van a venir de Washington. Los cambios vendrán de donde vienen siempre: de ustedes, del pueblo estadunidense", enfatizó.
El mensaje del presidente da un día después que un joven abrió fuego en el liceo de Centennial de Colorado, hirió a dos personas y luego se suicidó.
Obama señaló que "como nación, no podemos impedir todos los actos de violencia, no podemos curar todas las mentes enfermas".
"Pero si queremos vivir en un país en el que podamos ir a trabajar, mandar a nuestros hijos al colegio y caminar por nuestras calles sin ningún temor, debemos mantener nuestros esfuerzos", subrayó.
El mandatario recordó que "los padres y las madres de Newtown lideraron nuestros esfuerzos con una valentía inconcebible y tomaron la iniciativa con la esperanza de poder evitarles a otros una amargura de este tipo".
Destacó que durante este año ellos han influido valor a la nación "y su ejemplo nos ha servido de inspiración para ser mejores padres y vecinos, de manera que hoy, en este aniversario de una fecha que nunca olvidaremos, ese es el ejemplo a seguir".
El 14 de diciembre de 2012, Adam Lanza, de 20 años, irrumpió en la escuela primaria Sandy Hook, ubicada en la localidad de Newton, Connecticut, y con un arma semiautomática en 10 minutos mató a 20 niños y seis adultos, y después se quitó la vida.
Esa matanza reavivó la discusión en Estados Unidos sobre las armas de fuego, debate que llegó al Congreso, donde no prosperó una iniciativa para endurecer y restringir la venta y posesión de armas en el país.