El nuevo esquema fiscal está sentado en bases sólidas indicó Rodrigo Barros

EL UNIVERSAL
CD. DE MÉXICO.- La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), reconoció que los amparos que han presentado distintos contribuyentes eran previsibles, sobre todo en una nueva Ley del ISR, donde todo se vuelve materia impugnable.
En conferencia de prensa con motivo del informe de finanzas públicas al cuarto trimestre, el jefe de la Unidad de Política de Ingresos, Rodrigo Barros, afirmó que cuando hay cambios tributarios es previsible que se den estos casos; sin embargo, dijo que la dependencia mantiene una postura de que el esquema fiscal está sentado en bases sólidas.
“En cierto sentido es previsible que cuando se dan cambios tributarios, sobre todo cuando son de tal amplitud y profundidad, se van a presentar este tipo de situaciones”, dijo.
“Por ejemplo, en este caso, tenemos una nueva Ley del ISR y una implicación es que toda la jurisprudencia que se había formado con la anterior regresa a base cero, todo se vuelve materia de impugnación”, afirmó el funcionario.