Por Claudia Salazar
AGENCIA REFORMA
CD. DE MÉXICO.- Los presidentes de las Cámaras del Congreso acordaron desechar las minutas acumuladas y que nunca se desahogaron en tres legislaturas.
El senador Raúl Cervantes y el diputado Ricardo Anaya se reunieron en San Lázaro para terminar los trámites de las minutas que en cada Cámara se fueron rezagando y que nunca se discutieron.
A lo largo de 9 años, se dejaron en el olvido un total de 309 minutas, herencia que dejaron diputados y senadores de las legislaturas 58, 59 y 60.
Anaya y Cervantes no revisaron las que están pendientes de la Legislatura 61 ni de la actual, la 62.
De las 309 minutas que quedaron en el olvido, 170 son de los diputados y 139 de los senadores.
El presidente de la Junta de Coordinación Política, el perredista Silvano Aureoles, indicó que si bien los presidentes de las Cámara quieren desechar las minutas, antes se va revisar cuáles sí pueden rescatarse.
Dijo que alguna puede estar vigente o se puede retomar.
“Hay algunas que no han querido procesarlas porque el argumento es que no hay presupuesto (para su implementación), aun siendo pertinentes y muy necesarias.
“Entonces, la Mesa nos va a enviar de inmediato la relación y se va a hacer un grupo de trabajo que va a revisar la lista”, dijo Aureoles.