Asombra en Sinaloa la movilización policíaca para atrapar a integrantes del Cártel del ‘Chapo’ Guzmán

Por Édgar Sánchez

AGENCIA REFORMA

CULIACÁN.- El sonido de las hélices de por lo menos ocho helicópteros de la Marina-Armada de México tomó por asalto la madrugada de ayer el cielo de Culiacán, causando pánico entre la sociedad.

Eran pasadas de las 2:00 horas del lunes cuando elementos de la Marina a bordo de decenas de vehículos oficiales entraron a la capital, en respuesta a un enfrentamiento contra sicarios registrado horas antes en la Sindicatura de Culiacancito.

Una vez dentro de Culiacán, las unidades se dispersaron por distintos puntos estratégicos, un convoy de federales “reventó” una casa de seguridad ubicada por la calle Río Humaya, en la colonia Guadalupe.

En ese sitio se aseguró una camioneta Jeep Cherokee, así como otros objetos ilícitos.

“Escuchábamos los helicópteros bien bajito, no nos dejaron dormir desde que llegaron como a las 3:30, cuando entraron a las casas se escuchaba todo tipo de ruidos, se escucharon barrazos, como que querían abrir algo”, dijo uno de los vecinos.

El escándalo ocasionó que una de las familias de la colonia Centro Sinaloa, situada a unos metros del Palacio de Gobierno del Estado, saliera de su vivienda para extrañados ver la aprehensión de dos sospechosos que salían del interior de las alcantarillas.

“Los venían persiguiendo porque cuando sacaron a los dos amigos salió también un militar de adentro de la alcantarilla”, dijo al ser entrevistada tras el operativo una de las vecinas de la colonia Centro Sinaloa.

Simultáneamente, los marinos catearon viviendas en colonias populares como Las Quintas, Libertad, Colinas de San Miguel y en las sindicaturas de El dorado y Culiacancito.