Por Adán García
AGENCIA REFORMA
MORELIA.- Agentes federales descubrieron un arsenal enterrado en el área donde se ocultaba Nazario Moreno González, “El Chayo”, el líder de Los Caballeros Templarios abatido el domingo pasado en un enfrentamiento.
Tras excavar, los federales localizaron 15 armas largas, incluyendo una que tenía grabada una cruz, similar a la que han utilizado los Templarios como su símbolo.
También había en ese escondite 4 lanzagranadas, 3 pistolas, 16 granadas, un lanzacohetes y 4 aletas estabilizadoras para lanzacohetes.
Además de 87 cargadores para diferente tipo de armas, largas y cortas, así como aproximadamente mil 300 cartuchos útiles.
De acuerdo a reportes de la Policía Federal, el hallazgo fue realizado en el cerro conocido como “El Negro”, en el Municipio de Tumbiscatío.
En esa área fue abatido a balazos el líder de Los Caballeros Templarios, durante un tiroteo con fuerzas federales.
Diversos testimonios recabados por las autoridades en esa incursión, habrían arrojado indicios para investigar diversos puntos en la zona, en busca de más integrantes de ese grupo delictivo.
Fue dentro de ese rastreo en el que dieron con el enterramiento de armas, las cuales fueron aseguradas y entregadas al Ministerio Público federal.
En el decomiso de armas no hubo detenciones.