Por Mirtha Hernández
AGENCIA REFORMA
CD. DE MÉXICO.- El presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Juan Silva Meza, señaló que no puede haber paz sin seguridad ni respeto a los derechos humanos.
Al recibir un reconocimiento que la UNAM hizo a la Suprema Corte por haber obtenido el Premio de Derechos Humanos de Naciones Unidas 2013, dijo que el Poder Judicial busca en su trabajo cotidiano velar por estos principios.
“Nosotros estamos convencidos de que no puede haber desarrollo sin respeto a los derechos humanos; no puede haber respeto a los derechos humanos sin seguridad y no puede haber paz sin respeto al Estado de Derecho”, aseguró.
En la ceremonia efectuada en el auditorio de la Rectoría de la UNAM, Silva Meza destacó que este premio no se había entregado antes a un tribunal nacional o internacional o institución pública.
En la justificación de su entrega, dijo, se señala que la Suprema Corte se ha destacado por cumplir en la promoción de los derechos, hacer valer la Constitución y las obligaciones del País en el marco internacional, así como por establecer estándares relevantes para México y América Latina.
Destaca también su papel en la protección de los derechos de las mujeres a la igualdad y a la vida libre de violencia.
En la ceremonia, el rector de la UNAM, José Narro Robles, señaló que las decisiones de la Corte pueden ser discutibles, opinables, pero siempre basadas en información y encaminadas a impartir justicia.
Asimismo, el abogado general de la UNAM, Luis Raúl González Pérez, resaltó que las decisiones de la Corte se han apegado al respeto a la dignidad humana y no emiten sentencias por aclamación social.