EDUARDO E. ALMADA

¡Al Son del Mariachi! – Caso de Miopía – Toques de Bola

LOS ANGELES.- El regreso de los Charros de Jalisco al béisbol, y en especial a la Liga Mexicana del Pacífico, ha sacudido los cimientos del deporte rey internacional. También por estos lares están de plácemes, haciendo memorias de los tiempos cuando Fernando “El Toro” Valenzuela lució el uniforme.
Cantado o no, era un momento crucial para la LMP. Que haya competencia por plazas entre la LMP y LMB sería lo menos, sin embargo es definitivo que no existen muchos candidatos y sobre todo, del tamaño de la Perla Tapatía; 2da. sólo a la Ciudad de México.
Por favor, quien diga que es una plaza futbolera, siendo que tienen razón, no quiere decir que los Charros de Jalisco vayan a ser un fracaso. Por el contrario, anticipamos que serán de gran éxito de estar bien manejados y no sólo sobre el terreno de juego, habiendo ya un compromiso previo para que Juan Navarrete dirija a la escuadra pues fue anunciado hace meses por los Algodoneros. Quien tome la gerencia será una persona clave porque habrá que hacer gigantesca labor de militancia, promoción, alianzas, amarres y tal vez por encima, proselitismo, que con frecuencia se piensa ser sólo para los políticos.
Todavía es mas importante en la iniciativa privada, que invierte recursos propios. Guadalajara abre otra gama más y de mayor impacto tocante a patrocinadores, de paso dando margen a que otros empresarios se interesen más en el rey de los deportes. ¡Felicidades, y a darle que es “mole” de maguey!...
La edición 2014 de la Gran Carpa tiene a muchos expertos sentados sobre alfileres y/o clavos. Cada año da la impresión que las lesiones aumentan y siendo posible, la preocupación principal es el tiempo que el protagonista está fuera de acción y costo que involucra en muchos sentidos mas allá de lo médico, sueldos, entradas a parques, pase a los playoffs, etc.. Por la Unión Americana ya hay varios casos de alferesía entre comentaristas y expertos. Impresiona hasta dónde han llegado, sugiriendo connotados columnistas ser hora de considerar que el juego oficial –distinto a legal- se reduzca a 7 entradas, como en doble jornadas del béisbol mexicano, ¿lo puede creer? Si hubo quien considerara que el bateador designado, el comodín, las repeticiones de televisión, etc. atentaban contra la tradición del deporte rey, reducir lo que por más de 150 años ha sido de 9 innings, a 7 nos parece un sacrilegio. Mejor que aumenten los rosters a 30 jugadores, al fin y al cabo en Grandes Ligas está nadando en dinero; pero que no se les ocurra, por favor, acabar con la biblia del béisbol: sus estadísticas. Sería consecuencia de tal aberración, ahora que los protagonistas están mejor preparados mental y físicamente, con superiores facilidades, la medicina moderna en revolución de adelantos, comodidades que antes no eran imaginables y la gran mayoría convertidos en multimillonarios, al menos en pesos. Caray, es que estamos hablando de lo que representa parte del 5% de la población en el orbe o sea entre más de 5,000 millones de habitantes. ¡Increíble!...
Siempre hemos dicho que se exagera, en demasía de ser admisible la expresión –ya lo escribimos- es que el pitcher tenga que lanzar más de 90 millas. Estudiantes de primaria lo desean; de secundaria lo intentan; en preparatoria lo llegan a hacer; y en universidad ya están siendo operados.
No hay factor mas determinante para dominar a un bateador que el control y saber cambiar velocidades, sin necesidad de lanzar 90 millas o más. Que un Miguel Cabrera, Albert Pujols, Mike Trout, Adrián González, etc., bateadores de esa talla aún sean formidables con el madero, simplemente quiere decir que lo harán tarde o temprano ante cualquiera. La mentalidad debe estar en la gran mayoría, valga la redundancia, que difícilmente podrá promediar .300 o más ante un lanzador de gran control.
Constantemente los sacará de ritmo.
Miguel Cabrera que acaba de coleccionar su hit 2000 en Grandes Ligas, está a 18 producidas para empatar a Cecil Fielder y Bill Freehan en el lugar 13 de todos los tiempos, entre Tigres de Detroit…
En el aniversario del fallecimiento de Francisco Barrios (Abril 9, 1982), se dio la noticia del regreso de los Charros de Jalisco. Recordará que fue el equipo que lo vendió a los Medias Blancas de Chicago… Fernando Valenzuela se muestra muy orgulloso, como debe de ser, por su elección al Salón de la Fama del Beisbol Mexicano, aún cuando reconoce que su carrera en México fue efímera y nada comparado al mejor béisbol del mundo; ¡nomás! Nos lo dijo ayer... Muchas Gracias
Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla
@toquesdebola