EL UNIVERSAL
CD. DE MÉXICO.- La Secretaría de Educación Pública anunció una inversión de más de 273 millones de pesos para mejorar la infraestructura de las escuelas ubicadas en cinco estados: Baja California, Baja California Sur, Durango, Sinaloa y Sonora, donde se realizará un diagnóstico a 5 mil 300 planteles educativos.
Al concluir la Reunión Regional del Instituto Nacional de la Infraestructura Física Educativa, celebrada en Mazatlán, Sinaloa, la SEP informó, la noche de este martes, --a través de un boletín-- que los recursos forman parte del programa Escuela Digna.
Eduardo Hernández Pardo, director del Instituto Nacional de la Infraestructura Física Educativa (INIFED) dijo que los recursos serán otorgados con la finalidad de atender y dar cumplimiento al Programa Escuelas Dignas en 2014.
Los 273 millones 95 mil 700 pesos se destinarán a la construcción, equipamiento, mantenimiento, rehabilitación, refuerzo, reconstrucción, habilitación de planteles de educación básica, así como para la elaboración de los diagnósticos de necesidades en las entidades participantes en este encuentro.
En la reunión, según informó la Secretaría, se firmaron los convenios de colaboración correspondientes entre el INIFED, los secretarios de educación de los estados y los directores de los institutos estatales de Infraestructura Física Educativa.
Se prevé que se realice un diagnóstico a 5 mil 300 planteles de educación básica; con lo que se determinará qué tipo de acciones requieren.
“El Programa Escuelas Dignas, pretende consolidar a la infraestructura educativa como parte fundamental de la educación pública en nuestro país”, dice la dependencia.
El programa atenderá a los planteles más desfavorecidos como los son los indígenas y rurales, así como con mayores condiciones de rezago.
Así mismo promueve la participación social mediante el involucramiento de la comunidad escolar, en el mantenimiento de las condiciones físicas del plantel a largo plazo.
Hernández Pardo, exhortó a los directores de los institutos participantes a “realizar las acciones programadas atendiendo puntualmente las disposiciones relacionadas con la transparencia y rendición de cuentas, procurando en todo momento que la sociedad en general, así como los Comités de Escuelas Dignas estén enterados de los avances en el gasto y acciones implementadas”.