Banner

La escuela no cuentan con energía eléctrica, ni tienen tejaban para resguardarse del Sol.

Por César Omar Leyva

TRIBUNA

En los últimos días seis niños y dos maestras de la Escuela “Basilio Ruiz Velásquez”, de la Comunidad de Puente de Picos se han deshidratado a consecuencia de las altas temperaturas a las que se exponen, dado que en la escuela no cuentan con energía eléctrica, ni tienen tejaban para resguardarse del Sol.

En esa primaria algunos estudiantes toman clases fuera de las aulas, debajo de la sombra de uno de los muros, mientras que otros trabajan dentro del salón de clases hasta que ya no soportan el calor y se salen a trabajar debajo del único árbol que hay.

Lo más rescatable de dicho plantel, es que hace dos semanas ya comenzaron los trabajos de rehabilitación de los dos salones que en enero Protección Civil clausuró por las cuarteaduras que había en techos y paredes; sin embargo, el resto de las carencias continúan igual.

Lucía Valencia Valdez, directora comisionada y maestra de la primaria, señaló que por ser una escuela de tiempo completo los alumnos se quedan en el plantel hasta las 14:30 horas cuando la temperatura alcanza su máximo nivel.

“Somos escuela de tiempo completo pero a nosotros nunca nos llegó el recurso que se da a los planteles que entran al programa, son 90 mil pesos que no han llegado y hacen falta porque de ahí se compra la comida que se les da a los niños”, mencionó.

La directora expuso que trabajar en esas condiciones resulta muy complicado porque los niños se desesperan y no ponen atención, además que no es lo mismo estar dentro de un aula que afuera por todas las distracciones que hay.

“Seguiremos esperado respuesta de las autoridades, nosotros como maestras estamos haciendo lo posible por sacar adelante el ciclo escolar que se atrasó desde el paro que los padres de familia hicieron en enero”, agregó.