Banner

Por Alejandra Buendía
AGENCIA REFORMA
MONTERREY.- Osado, tesonero y preocupado por su comunidad.
Con estas palabras definió Jaime Benavides Villarreal a su padre Jaime Benavides Pompa, quien falleció la mañana del martes a sus 81 años.
El más pequeño de siete hijos del matrimonio de Felipe Benavides Guerra -fundador de Farmacias Benavides- y Magdalena Pompa, nació el 10 de marzo de 1933.
Estudió una licenciatura en administración de negocios en la Universidad de Washington, en San Luis Missouri, y una maestría en alta administración en la Universidad de Harvard, en 1977.
Ocupó el cargo de presidente del Consejo de Farmacias Benavides durante aproximadamente 10 años, hasta el 2004.
“Su principal aportación fue desarrollar junto con sus hermanos una cadena nacional, llevar a Benavides a la Bolsa y contribuir a abrir la primer fábrica de penicilina en México”, afirmó en entrevista Benavides Villarreal.
Le sobreviven sus hijos Jaime, Bertha, Eugenia y Lucía.
Sus restos fueron velados ayer en las Capillas Valle de la Paz, en San Pedro en donde también se celebró una misa a las 17:00 horas.