Banner

Staff
AGENCIA REFORMA
JERUSALÉN.- Los disparos de cohetes desde Gaza, seguidos por bombardeos israelíes y enfrentamientos esporádicos en Cisjordania, continúan aumentando el nivel de tensión en la zona tras el asesinato de tres estudiantes israelíes y un adolescente palestino.
Dos casas de Sderot, ciudad del sur de Israel cercana al enclave palestino, fueron directamente afectadas, una durante la noche y la otra, que albergaba a un campamento de verano, el jueves por la mañana, por cohetes que causaron daños materiales pero no dejaron víctimas, indicó el Ejército de Israel.
En total, 18 proyectiles fueron lanzados en dirección de Israel desde el miércoles a medianoche en la franja de Gaza, controlada por el movimiento islamista palestino Hamas.
Dos proyectiles fueron interceptados por el sistema de defensa antimisil Iron Dome, precisó un comunicado militar.
En Gaza, los servicios de seguridad de Hamas dijeron que 11 personas resultaron heridas, una de gravedad, en 15 ataques aéreos de represalia lanzados durante la noche.
En Jerusalén este, ocupada y anexionada, los enfrentamientos que estallaron el miércoles por la mañana tras el asesinato de un adolescente palestino, Mohamad Abu Khdeir, siguieron hasta la madrugada del jueves, según testigos.
Un total de 232 personas resultaron heridas en la violencia de las últimas 24 horas, precisó la Cruz Roja palestina.
Seis personas fueron heridas de bala, según la misma fuente.
Mohamad Abu Khdeir, de 16 años, fue secuestrado el martes por la noche en Shuafat, un barrio residencial de Jerusalén este.
Su cuerpo fue encontrado con marcas de violencia unas horas después, cerca de un bosque en la parte oeste de la ciudad.
Según los medios, podría tratarse de un acto de venganza tras el descubrimiento el lunes del cuerpo de tres estudiantes israelíes secuestrados el 12 de junio cerca de Hebrón, en el sur de Cisjordania ocupada.
También se registran enfrentamientos en la Cisjordania ocupada, entre otros en Qalandiya, cerca de Ramalá, Beit Fajjar y Belén, donde jóvenes palestinos lanzaron piedras y bombas Molotov contra las fuerzas de seguridad israelíes.
En tanto, el Ejército israelí mantiene su búsqueda en Cisjordania para encontrar a los autores del asesinato de los tres jóvenes judíos.
Trece palestinos que eran buscados por la Policía han sido detenidos durante la noche, declaró un vocero.
El Primer Ministro israelí, Benjamin Netanyahu, se reunió de nuevo el miércoles por la noche su gabinete de seguridad, constituido por los principales ministros, pero no se ha anunciado ninguna decisión públicamente.