Banner

Tras las declaraciones del técnico del equipo tricolor


Por Félix Zapata
AGENCIA REFORMA
CD. DE MÉXICO.- Si el técnico Miguel Herrera quiere a Jesús Corona en el Tri, deberá ganarse su confianza.
El portero de Cruz Azul reconoció que ya no cree en la palabra del "Piojo" luego que éste reveló la plática que sostuvieron en el Mundial tras la elección de Guillermo Ochoa como titular de la Selección.
"Primeramente quiero sí aclararlo con él, verdad, porque después de esto que sucedió claro que desconfiaría, es obvio, porque fue una plática de vestidor", explicó Corona.
"La cual obviamente se debió de haber quedado ahí mismo y sí me gustaría hablar con él personalmente, después ya veremos. Con el que también me gustaría hablar es con Héctor (González Iñárritu, director de Selecciones), a él sí voy a buscarlo para hablar este tema".
El cancerbero volvió a dejar abierta la posibilidad de no regresar al Tricolor, como lo había dicho el sábado en el Estadio Azul, tras el partido de La Máquina ante el Pachuca.
Mas cuando él siempre apoyó al representativo y a Ochoa.
"La pude observar (la entrevista) y no estoy contento con que se haya hecho pública esta plática que tuve con él, fue algo personal, entre una persona y otra lo cual siempre se queda en el vestidor", apuntó.
"Ya después de lo ocurrido jamás dejé de trabajar, de ser leal a mis compañeros cosa que yo estoy muy tranquilo y lo cual ustedes pueden hablar con cada uno de los compañeros que estuvieron en Selección en el Mundial y les van a decir lo mismo".
Corona no habría quedado satisfecho con las razones que el "Piojo" le dio para mandarlo a la banca.
"Bueno, lo respeté y como se lo dije, respeto tu decisión y así fue, seguí trabajando y por ese lado también estamos tranquilos", agregó.