Banner

Ciudadanos exigen rehabilitar carretera hasta Paredón Colorado


Por Joaquín Hernández

EL INFORMADOR DEL MAYO

BENITO JUÁREZ.- Vecinos de los campos pesqueros de Paredón Colorado, Paredoncito y Aceitunitas externaron su molestia y preocupación porque se suspendió el trabajo de rehabilitación de la carretera hasta la calle 24 faltando los entronques a esas comunidades por lo que hicieron un llamado a las autoridades a que reinicien la recarpetización de dichas rúas.

Irma Nieblas López, lideresa del Paredón Colorado sostuvo que las tres comunidades están muy abandonadas en el renglón de las carreteras porque están en muy mal estado, y aunque echaron una carpeta de carretera hasta la calle 24, y lo que reclaman como habitantes de esa comunidad es que les escuchen las autoridades correspondientes para que les arreglen desde la calle 24 hasta el poblado.

Manifestó que tienen enfermos, hay viene el trabajo de la zafra del camarón, tienen mucho turismo que acude al pueblo, pero lo que demandan es más por necesidad, "es un tramo de cuatro kilómetros".

Aseguró que son muchas las familias que demandan el arreglo carretero porque el pueblo ya se extendió, es una comunidad pesquera de las más grandes del Municipio.

Reveló que son muchos los estudiantes que a diario salen a las escuelas y no sólo a Villa Juárez sino también al Tobarito, aunado a la gente que sale a trabajar, pero también los enfermos que por necesidad tienen que salir a curarse y las carreteras están en muy mal estado, "el llamado es a quien corresponda".

Por su parte Odilón Álvarez López, comerciante y pescador en el Paredón Colorado manifestó que en el poblado tienen muchos problemas por el mal estado de la carretera, "hasta ahora tenemos ambulancia, pero ya se está acabando por culpa del mal estado de la carretera, porque cuando no es un balero son problemas con la dirección, entre otros".

Reveló que en Paredón habitan alrededor de dos mil habitantes y no todos son pescadores porque hay personas que con mucho sacrificio se hizo de un carro para trasladar gente a trabajar al campo y enfrentan los mismos problemas por el mal estado del camino.

El llamado es a quien corresponda, sobre todo al gobernador que los tiene muy olvidados.

Manifestó que actualmente la gente está respirando un poco porque están recibiendo préstamos de los acaparadores, los que les compran camarón al tiempo, "son personas abusivas que vienen y en base a la necesidad les compran cierta cantidad de camarón al tiempo y lógicamente es a un precio mucho menor que al que anda en el mercado".

Sostuvo que fue una mala temporada porque no hubo sierra, aguamala, chano tampoco, y ahora hay camarón y aunque está vedado la gente se arriesga a sacar furtivamente un poco por la misma necesidad, "y como te digo llega el guatero y te ofrece una lana para comprártelo al tiempo, le aruñas la mano, pero eso repercute porque si el camarón te lo iban a pagar a 180 pesos, ellos te lo pagan a cien".

En tanto que Ramoncita Gaxiola Cota, también comerciante en el Paredón consideró que las comunidades pesqueras han sido abandonadas por las autoridades, ya que toman muy poco en cuenta a los pescadores pues es poca la ayuda que reciben.

Puede ver la comunidad, agregó, es un campo turístico y que pena, dijo, que le digan lo abandonado que está el pueblo, le cuestionan, sostuvo, qué hacen las personas que viven allí, "que no levantan sus voces".

Aseguró que no sólo tienen el problema de la carretera en mal estado y si no fuera por la obra de construcción del muelle, que va muy lenta, aclaró, no se vería nada en la comunidad.

Ojalá, insistió, que volteen a ver a los pescadores, que ya sea el momento que digan que allí también hay humanos, familias que llevan sus productos a vender, "es una vergüenza que a nivel nacional digan, vamos a comer mariscos al Paredón y que se imaginen otra cosa".

Aseguró que los mariscos son los mejores a nivel nacional, pero las condiciones deplorables en que está el pueblo son inhumanas, "así lo veo y lo siento, estamos decepcionados".

Por su lado, Remedios Osuna Díaz, encargado de la vigilancia en la construcción del muelle, manifestó que desde hace tiempo que la carretera está destrozada e incluso en la parte de la entrada ya no hay pavimento.

Reconoció que aunque les echan tierra a los baches, les llueve y se abren de nuevo o salen más y donde hay más son desde el Paredón hasta Sube y Baja y nadie los arregla.

En ese mismo orden de ideas, manifestó que al poblado le hace falta más alumbrado y eso es un problema grande porque hay mucho vandalismo, "y cuando las autoridades agarran a un vándalo se lo llevan pero de inmediato lo sueltan".

Lamentó que muchos políticos se comprometen en apoyarlos pero sólo lo dicen y nunca lo hacen, por lo que insistió en que volteen a verlos las autoridades correspondientes para que les arreglen no sólo las carreteras sino también las calles, el alumbrado público y que haya más vigilancia.

Mientras que Francisco Javier Lugo Ruiz, también de El Paredón Colorado recordó que hace un mes aproximadamente se vieron favorecidos con la recarpetización de un tramo carretero pero les faltó la continuidad hasta los campos pesqueros porque de plano no existe el pavimento.

Dijo que están esperando esa obra, sin embargo, por cuestiones de trabajo se traslada muy seguido a Huatabampo y ha visto que la compañía que estaba haciendo ese trabajo se cambió de área y esa es una mala señal porque prácticamente van a dejarles el trabajo inconcluso.

Pidió que la reanuden sobre todo por el trabajo que viene porque a partir del mes que entra será un ir y venir preparándose para la zafra del camarón y cuando esté vigente batallarían con los carros cargados con producto porque son baches muy grandes.

Reiteró que le consta que la compañía está trabajando cerca de Mocorúa en Etchojoa, "y dije ya nos abandonaron a nosotros".

En la comunidad de Aceitunitas, la señora Catalina Valenzuela Cruz dijo que su opinión es que le sigan al trabajo y les llegue hasta ellos y prosiga hasta El Paredón y por su mal estado ha ocasionado dos accidentes porque los automovilistas les sacan la vuelta a los baches.

Incluso, agregó, cuando algún carro le saca la vuelta a los baches, muchas veces "avientan" a la gente que va en bicicleta, en moto o a pie.

Ahondó que en varias ocasiones han tenido que salir de urgencia con algún enfermo y por más que quieran ir rápido no pueden y a veces se ponchan las llantas y ya no llegan a tiempo.

Aunado, dijo, que los estudiantes llegan tarde a sus clases por falta de una buena carretera porque los camiones van a vuelta de rueda, "la petición es a las autoridades correspondientes y continúen con la reparación de la carretera hasta El Paredón".

Anotó que en Aceitunitas habitan alrededor de 300 habitantes y la mayoría trabaja en los invernaderos o temporalmente en la pesca.

En Paredoncito, Maximiliano Otero Aguilera, presidente de la cooperativa "Manglar Chino" e integrante del consejo de vigilancia en la Federación "Paredones Unidos", sostuvo que el Gobierno no ha volteado a verlos y cuando es temporada se les complica mucho transportar el camarón por el mal estado de la carretera.

Lo mismo, dijo, que las otras especies marinas y sus carros ya los tienen averiados de la suspensión y llantas por tanto bache, "la jaiba, el pescado, la aguamala; lo que sacamos en volumen batallamos mucho".

Aunado, agregó, que cuando tienen algún enfermo, la ambulancia no acude porque temen a que se les descomponga y ellos en su carro no pueden correr porque hay muchos hoyos, "no hay carretera".

Exigió que culmine el trabajo de rehabilitación hasta el campo pesquero donde viven, "son aproximadamente cuatro kilómetros y donde se beneficiarían más de dos mil habitantes".

Reveló que en años anteriores entraban camiones por gente para llevarlos a los campos agrícolas y ahora no quieren venir por el cochinero de carretera, es más, anotó, ni los proveedores de los abarrotes vienen.

Por último Manuel Suárez Osuna, vecino de Paredoncito e integrante de la Federación "Auténticos Pescadores de la Bahía del Tóbari", manifestó que el trabajo de rehabilitación del tramo carretero hasta su comunidad.

Anotó que ha escuchado que están por hacerlo y que se van a concluir hasta los campos pesqueros, pero ellos como vecinos se desesperan sobre todo cuando ven que la maquinara que utilizan para ello se la llevan a otra parte y no se concluye a como dicen que se van a hacer las cosas.

Reveló que en su momento y por este mismo medio él y otros vecinos suyos hicieron la exigencia del arreglo carretero porque se estaban registrando muchos accidentes.

Reconoció que por coincidencia o lo que haya sido se arregló una parte, pero la obra quedó inconclusa y aunque no se han registrado más accidentes, a varios se les descompone su unidad o se le poncha una llanta, pero necesitan reparar el tramo que falta.

Confió en que atenderán su llamado a la brevedad, sobre todo porque les levantaron la veda de la jaiba y el movimiento ya inició y como está próxima la temporada de camarón sería una saturación de carros por la carretera en mal estado y si a ello se le suman los pronósticos de lluvias, se les van a desbaratar todos los carros.