EL UNIVERSAL
GUADALAJARA.- Existen más posibilidades de que el virus de chikungunya afecte más a nuestro País que el ébola, afirmó el investigador del Centro Universitario de Ciencias de la Salud de la Universidad de Guadalajara (UdeG), Esteban González, más aún cuando en México ya está presente el mosquito Aedes Aegypti, que transmite el dengue y que también puede infectar la fiebre por chikungunya.
Otra aspecto de la posibilidad de que nos afecte el chikungunya es que ya se tuvo un caso precisamente en la Zona Metropolitana de Guadalajara (ZMG) y que los países donde se tienen enfermos del mosquito está más cerca como es Centroamérica y El Caribe y donde el insecto puede emigrar.
El especialista señaló que una de las ventajas de México es que no tiene vuelos directos de los países africanos donde se han presentado casos de ébola, sino que los posibles infectados llegan a través de países europeos y de Estados Unidos, pero afortunadamente los filtros sanitarios instalados en esas naciones disminuyen el riesgo de que llegue al País.
Aclaró que los casos de chikungunya pueden confundirse con el dengue, ya que las manifestaciones son muy parecidas, pues el paciente presenta fiebre con escalofríos, dolor de cabeza, malestar detrás de los ojos, cuerpo cortado, postración, dolor abdominal, diarrea. Sin embargo, observó que la letalidad es menor al dengue, pero los síntomas de dolor de articulaciones y la fatiga pueden ser más severos y más duraderos.
Mientras que el ébola es una fiebre hemorrágica viral, causada por un virus. Al infectarse la persona puede tener un periodo de incubación que va de un día hasta 21, con un promedio de ocho a 10 y en la mayoría de los casos es por transmisión con contacto con un enfermo, aunque también puede transmitirse por contacto con un animal infectado, como los murciélagos, simios y monos.