Banner

Por Mayolo López
y Claudia Guerrero
AGENCIA REFORMA
CD. DE MÉXICO.- Senadores del PAN acusaron a su coordinador Jorge Luis Preciado de ofrecerles sobornos a cambio de votos para respaldar propuestas legislativas, así como de organizar fiestas con prostitutas.
Durante una reunión interna del grupo parlamentario previo a la sesión de ayer en el Senado, el legislador José María Martínez reveló que Preciado intentó, con medio millón de pesos, comprarle su voto para respaldar una propuesta del PRI.
Esa revelación se dio luego de que el coordinador albiazul anunció que Martínez sería removido como vicecoordinador del PAN en el Senado por haberse conducido de manera irresponsable en su cargo.
El senador por el estado de Jalisco no estaba en la reunión, pero al enterarse de su remoción, irrumpió en la sala de juntas donde estaban reunidos los panistas y encaró a su coordinador.
Conforme al testimonio de varios senadores consultados, Martínez le echó en cara a Preciado haberle ofrecido dinero en varias ocasiones, en una de las cuales, el cañonazo rondó los 500 mil pesos.
“Todos conocen quién es Preciado. No de ahora sino de muchos años”, alegó Martínez, después de acusarlo.
El coordinador, según los testimonios de legisladores presentes en la reunión, dijo que todo era mentira.
En el mismo encuentro, el senador Martín Orozco confió ante la mayoría de sus compañeros que Preciado alguna vez lo persuadió de acudir a una fiesta “con prostitutas”.
“El coordinador se puso blanco. Todos nos quedamos pasmados”, relató una de las fuentes consultadas.
De acuerdo con las versiones, el desconcierto privó entre los miembros del grupo parlamentario hasta que algunos, como el propio Orozco y la senadora Adriana Dávila, llamaron al orden y propusieran que el presidente nacional Gustavo Madero entrara en contacto con la bancada.
Según las fuentes consultadas, los legisladores están molestos con Preciado por haber cedido al PRI la posición de la Secretaría de Servicios Parlamentarios.
Trascendió también que, tras el escándalo de los diputados en Puerto Vallarta, el propio Orozco se apersonó ante Madero para denunciar que Preciado lo había invitado a departir con prostitutas.