Felipe Amadeo Flores Espinosa dejó su cargo alegando ‘motivos personales’

THE ASSOCIATED PRESS

VERACRUZ.- Un fiscal mexicano renunció a su cargo el miércoles a una semana de que fue encontrado un periodista muerto en la costa del Golfo de México.

El Gobierno del estado de Veracruz informó en un comunicado que el procurador Felipe Amadeo Flores Espinosa presentó su renuncia al cargo. El gobernador, Javier Duarte de Ochoa, designó a un encargado de despacho en su lugar.

El comunicado dice que Flores renunció por “motivos personales’’, pero el anuncio levantó sospechas ya que ocurre ocho días después de que policías hallaron enterrado el cuerpo del periodista Gregorio Jiménez, quien cubría información policiaca para el periódico Notisur y El Liberal, en la ciudad de Coatzacoalcos.

Jiménez fue secuestrado en su casa por un grupo de cinco hombres armados el 5 de febrero. Fue encontrado una semana después junto al cadáver de un líder sindical, cuyo secuestro el reportero investigaba para su periódico.

Autoridades han insistido que Jiménez probablemente fue asesinado por una venganza personal derivada de un problema con una mujer conocida. Sin embargo, la familia de Jiménez asegura que la sospechosa principal, la dueña de una cantina, lo había amenazado por una nota informativa que él escribió acerca de un crimen que ocurrió a las afueras del bar.

Las autoridades no ofrecieron más explicaciones sobre la renuncia de Flores y no respondieron a una solicitud de The Associated Press.

En total, 10 periodistas han sido asesinados en el estado de Veracruz desde el 2010.

Arturo Matiello Caneles, presidente de la Asociación Nacional de Consejos de Participación Cívica, dijo que el cambio de procurador no garantiza que los crímenes se resuelvan.

“La solución no está en el movimiento de funcionarios públicos, lo que necesitamos hacer es una depuración en las bases’’, expresó Matiello.