Banner

EL UNIVERSAL
CD. DE MÉXICO.- El ex Presidente Felipe Calderón Hinojosa afirmó que México aún no es un País verdaderamente de leyes.
A manera de ejemplo, el Presidente emanado del Partido Acción Nacional (PAN) expuso que una Niña de Ixtapaluca, en el Estado de México, no puede ser atendida como se debe en materia de salud o educación, por vivir en uno de los centros de pobreza más graves del País.
“México es una nación que en la última década ha logrado avanzar, esa es la verdad, para convertirse en una sociedad con una clase media cada vez más amplia, pero enfrentamos aún los terribles desafíos de marginación, de ignorancia y miseria.
“Por eso, se plantea como otra dimensión del desarrollo humano los temas sociales, en concreto, ¿cómo es posible igualar las oportunidades de la gente?. ¿Cómo puede una niña de Ixtapaluca, en el Estado de México, aquí muy cerca, en uno de los centros de pobreza más graves del País, por ejemplo, tener la misma oportunidad de contar con un médico que la cure, tener un maestro que la enseñe y que no sea su nivel económico lo que le impida avanzar y salir adelante?”, expuso.
El ex Mandatario hizo una serie de reflexiones en la cena privada que llevó a cabo en el Club de Industriales, el pasado miércoles 12 de febrero, donde relanzó su Fundación Desarrollo Humano Sustentable.
Ahí explicó a más de mil personas, entre amigos, ex colaboradores, panistas, empresarios y académicos, lo que hará su fundación.
Saludó a Luis H. Álvarez y a Diego Fernández de Cevallos, así como a Marigely Escalante, viuda de Juan Camilo Mouriño, ex titular de Gobernación y quien murió en un avionazo, además de Tere Toca, viuda de Alonso Lujambio, ex secretario de Educación.
En el discurso de 30 minutos, dijo que la Fundación Desarrollo Humano Sustentable será una “casa de las ideas” sin fronteras partidistas, y cualquiera que lo desee podrá participar en propuestas de políticas públicas.