Por Lorenzo Cárdenas
AGENCIA REFORMA
SALTILLO.- Vicente Fox desligó ayer a su familia, la propia y la ampliada, del escándalo de corrupción de la empresa Oceanografía.
“Puedo decir, con absoluta certeza, que en la familia, propia y ampliada, no tenemos ninguna preocupación sobre el tema, porque nunca hemos tenido ninguna participación y porque somos personas de integridad”, aseguró luego de dictar una conferencia en la Universidad Autónoma de Coahuila.
Tras las denuncias por fraude presentadas contra Oceanografía, legisladores han exigido investigar la relación de los hijos de Marta Sahagún -Manuel y Jorge Alberto Bribiesca- con la proveedora de Pemex.
El ex Presidente calificó a la pesquisa de la PGR como un asunto mediático en el que no están claros los delitos cometidos.
“Nadie me puede decir cuál es el delito y, por tanto, hay que esperar información”, expuso.
Las autoridades, dijo, deben detallar con claridad las irregularidades en que incurrió la empresa intervenida por la PGR.
“Aparentemente, hay un delito que la empresa hizo con Banamex, de presentarle información falsa; si ese es el delito, que se persiga y se castigue”, agregó.
El guanajuatense dijo que el plantón que Andrés Manuel López Obrador estableció en Paseo de la Reforma, luego de la elección presidencial de 2006, fue uno de los hechos más molestos de su sexenio.
“Lo más molesto fue tener al piojo del Peje en Reforma. Fue como tener una hormiga en el trasero”, agregó ante estudiantes de la Facultad de Contaduría y Administración.