Banner

Por Alfredo González
AGENCIA REFORMA
CD. DE MÉXICO.- La búsqueda de costos competitivos de energía es lo que llevó a las empresas siderúrgicas como Deacero y Ternium México a establecer nuevos proyectos de cogeneración eléctrica de ciclo sencillo y combinado.
De acuerdo con información proporcionada por Deacero, fueron los altos precios de la energía eléctrica los que motivaron a la empresa a emprender un nuevo proyecto para establecer una planta de cogeneración en Ramos Arizpe, Coahuila, con una inversión de 100 millones de dólares.
“Lo que nos motivó fueron los precios altos de energía en México de entre un 40 a un 50 por ciento mayores a los de nuestra competencia en Estados Unidos y esto nos ponía en desventaja competitiva”, manifestó la compañía por escrito.
En el mismo caso está Ternium México, cuya controladora, Grupo Techint, instalará una central termoeléctrica en la zona de Pesquería, Nuevo León, con capacidad de entre 850 y 900 megawatts y que proveerá a todos las empresas del consorcio ítalo argentino Techint que operan en México.
“La construcción de una central de ciclo combinado para generación eléctrica en el Municipio de Pesquería será un factor de competitividad para las empresas del Grupo Techint en México, como Tecpetrol, Tenaris Tamsa, y Ternium México”, aseguró en una entrevista Paolo Rocca, presidente del consorcio italo-argentino.
De acuerdo con información proporcionada por Ternium México, a finales del 2013, la Comisión Reguladora de Energía (CRE) otorgó su aprobación para el inicio de este proyecto.
“Ternium, Tenaris y Tecpetrol construirán y operarán en forma conjunta una central termoeléctrica de ciclo combinado alimentada a gas natural, que abastecerá a las respectivas plantas industriales mexicanas de Ternium y Tenaris”.
El proyecto sería realizado a través de una sociedad vehículo denominada Techgen, S.A. de C.V. que en un 30 por ciento son propiedad de Tecpetrol, 22 por ciento de Tenaris y 48 por ciento de Ternium.
La inversión total requerida para el proyecto se estima en aproximadamente mil millones de dólares y se espera que esté operativa en el cuarto trimestre de 2016.
Por separado, Deacero reveló que su proyecto, en el que invertirán entre 95 y 100 millones de dólares, es en dos etapas. La primera arrancó en junio del 2013, con capacidad para generar 92 megawatts en ciclo sencillo, y la segunda etapa a iniciar en enero del 2016, con 170 megawatts de ciclo combinado.
Indicó que para la operación de las plantas de cogeneración, la compañía creó una nueva empresa independiente denominada Deacero Power.