Banner

Por Jesús Guerrero
AGENCIA REFORMA
CHILPANCINGO.- Damnificados por las lluvias que provocó la tormenta “Manuel” el año pasado emprendieron una marcha por las calles de esta capital para exigir ayuda humanitaria.
Los quejosos provienen de los municipios de Chilpancingo, Acatepec y Eduardo Neri.
En tanto, en la puerta uno de la residencia de Casa Guerrero, otro grupo de afectados se instalaron en plantón.
En la ciudad de Tixtla afectados por el desbordamiento de la Laguna Negra también se manifestaron en las calles.
Los inconformes acusan a las autoridades de que a casi siete meses de la tragedia ambiental, siguen viviendo en zonas de alto riesgo.