El Ejército ha logrado asegurar menos cocaína y mariguana, comparado con otros sexenios

Por Benito Jiménez

AGENCIA REFORMA

CD. DE MÉXICO.- En lo que va del sexenio, el Ejército ha detenido a más personas, pero ha reducido los decomisos de droga con respecto a la administración federal anterior.

En 16 meses de gestión (hasta el 31 de marzo) el Ejército ha detenido en promedio a 18 presuntos delincuentes cada 24 horas, en comparación con los 11 reportados al día en el mismo periodo del sexenio anterior.

Respecto a las armas, la Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA) ha registrado el aseguramiento diario de 24 armas, en contraste con las 18 armas reportadas en los primeros 16 meses de Felipe Calderón.

Al mismo tiempo, según cifras solicitada vía Transparencia, el Ejército reporta una baja en el aseguramiento de cocaína y mariguana, en un 63% y en un 85%, respectivamente.

Los indicadores de la SEDENA señalan que mientras que en los primeros 16 meses de la gestión anterior aseguró un promedio diario de 40.9 kilos de cocaína al día, en el mismo periodo de actual administración sólo reporta un promedio de 5.9 kilos al día.

En cuanto a la mariguana, el Ejército disminuyó su aseguramiento al pasar de los 5 mil 265 kilos diarios, a mil 922 kilogramos al día, en el mismo periodo.

La baja en el aseguramiento de drogas, destacan fuentes del Ejército, se debe a la disuasión y la presencia castrense en toda la red carretera, aeroportuaria y portuaria del País.

En la estrategia gubernamental contra la violencia, el Ejército apostó a reducir los altos índices de violencia en el País con un total de 34 mil efectivos, de los cuales, 20 mil se enfocaron a la contención de los grupos delictivos, de acuerdo con un reporte del Ejército.

Aparte, indica el documento, la Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA) utiliza a 6 mil 225 efectivos para operaciones regionales; mil 122 para la erradicación de enervantes y otros 4 mil 982 para la intercepción (de armas y todo tipo de drogas) mediante los puestos de inspección vehicular, principalmente.

En 2010 y 2011, el Ejército empleó en promedio a 49 mil 650 militares al mes para acotar al crimen, refieren informes de la dependencia.

Desde el inicio de la actual gestión, el Ejército planteó ocupar entre 30 y 34 mil efectivos para hacer frente a la delincuencia.

Fuentes militares sostienen que reducción de la tropa en las operaciones anticrimen tiene como base evitar la duplicidad de funciones y apuntar sus tareas a zonas con altos índices de violencia.

De acuerdo con la nueva estrategia, los soldados laboran mediante el establecimiento de Bases de Operaciones Mixtas, integradas por militares, agentes del Ministerio Público Federal y Común, la Policía Federal Ministerial y agentes preventivos estatales.

De los 32 mil efectivos desplegados en todo el País para reducir las acciones delincuenciales, el 73% se concentran en 11 estados: Nuevo León, Tamaulipas, San Luis Potosí, Michoacán, Guerrero, Sinaloa, Durango, Chihuahua, Coahuila, Guanajuato y Querétaro.