Banner

Quieren saber si eran reales agentes estatales o falsos los que “levantaron” mujer


Por Javier Camacho
TRIBUNA
La Policía Estatal de Seguridad Pública (PESP) inició una investigación coordinada con el Ministerio Público del Fuero Común (MPFC) sobre el “levantón” registrado la madrugada del pasado viernes en perjuicio de una presunta vendedora de droga de la colonia Antonio Rosales, cuyos implicados dijeron ser agentes estatales; mujer que aún está desaparecida.
El comandante Carlos Hugo Tofoya, jefe de la PESP en Sonora, reveló lo anterior y agregó que se da seguimiento a la privación ilegal de la libertad de la señora María de Jesús Álvarez Beltrán, de 58 años de edad, quien el año pasado fue baleada por desconocidos.
La idea es dejar en claro que no fueron agentes estatales quienes se llevaron a dicha fémina, cuyo paradero hasta el momento se desconoce.
El jefe de la Policía Estatal de Seguridad Pública, estuvo la mañana de ayer en el poblado de Esperanza, acompañando a Ernesto Munro Palacio, secretario estatal de Seguridad Pública, quien participó en la “Cruzada por la Seguridad”.
Como se informó, María de Jesús Álvarez, de 58 años de edad, fue “levantada” de su casa ubicada por la calle 5 de Mayo, número 203, entre Ramón Iribe y Juan José Duarte, en la colonia Rosales.
En la privación ilegal de la libertad, registrada a las 01:30 horas del pasado viernes, participó un grupo de aproximadamente 15 individuos con vestimentas negras y el rostro cubiertos con paños, mismos que portaban rifles de asalto tipo “cuerno de chivo”.
Se dijo que los desconocidos gritaron que eran agentes estatales, a la vez que destrozaban los cristales y la chapa de la puerta para llevarse con lujo de violencia a María de Jesús, la cual el mes de abril del 2013 fue baleada en su propia casa, donde elementos policíacos descubrieron varias porciones de droga.