Banner

De acuerdo con la ENA, la población adulta de 18 a 65 años gasta en promedio 400 pesos mensuales en cigarros y la población adolescente de 12 a 17 años, destina más de 300 pesos al consumo de tabaco en el mismo periodo, es decir, el gasto representa en promedio cinco días de salario mínimo.

EL UNIVERSAL
MÉXICO, D.F..- Aumentar en 50% los impuestos al tabaco permitirá reducir el número de consumidores a 49 millones en los próximos tres años y salvar 11 millones de vidas, de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS).
La organización internacional dijo que de adoptarse la medida, las personas podrán animarse a dejar el consumo del producto y disminuir el número de muertes, ya que al fumar, fallece una persona cada seis segundos en el mundo.
La OMS reveló que a escala internacional el tabaco mata a 6 millones de habitantes cada año, de los cuales, 600 mil no son fumadores activos.
En su informe prevé que de no actuar ahora, para 2030 el problema agravará y morirán más de 8 millones de personas cada doce meses. En consecuencia, más del 80% de fallecimientos serán de habitantes de países con un bajo índice de crecimiento así como los países en vías de desarrollo.
La organización calculó que si a nivel mundial aumentaran los impuestos al tabaco, los gobiernos podrían incrementar sus ingresos globales hasta por 101 mil millones de dólares, fondos que podrían utilizar para promover la salud y ejecutar programas sociales.
Países como Francia y Filipinas redujeron en 50% el número de ventas de 1990 a 2005. Triplicaron los costos del cigarro, ajustaron el precio a la inflación y el número de fallecimientos por cáncer de pulmón descendió.
"Aumentar los impuestos al tabaco es la manera más eficaz de reducir el consumo y salvar vidas", afirmó la Directora General de la OMS, Margaret Chan, en el marco del Día Mundial sin Tabaco.
En contraste, México tiene 17.3 millones de fumadores activos y 12.5 millones de personas expuestas al humo del tabaco ambiental, según la Encuesta Nacional de Adicciones (ENA, 2011).
De acuerdo con la ENA, la población adulta de 18 a 65 años gasta en promedio 400 pesos mensuales en cigarros y la población adolescente de 12 a 17 años, destina más de 300 pesos al consumo de tabaco en el mismo periodo, es decir, el gasto representa en promedio cinco días de salario mínimo.