Por César Omar Leyva
TRIBUNA
Tomando en cuenta que se trataba de un examen importante para su vida profesional, los maestros que acudieron a realizar la prueba de carrera magisterial el pasado sábado en el COBACH 1, debieron presentarse puntualmente, manifestó Andrés Salas Sánchez.
El delegado de la SEC en Cajeme, dijo que le tocó ser testigo del problema que se presentó cuando algunos docentes que llegaron tarde al plantel, intentaron entrar por la fuerza y provocaron que el ambiente se tornara tenso.
“Estuve a las 8 de la mañana apoyando con la logística, después a las 10:15 me llamaron diciéndome que había descontento, acudimos y vimos la inconformidad de los docentes. Algunos decían que eran las 10:04 y otros que las 10:05 y por eso se inconformaron, pero ellos sabían que la aplicación de la prueba iniciaría a las 10 en punto”, comentó.
Por tratarse de una convocatoria federal, los aplicadores lo único que hicieron fue apegarse a la normativa, es por ello que decidieron cerrar las puertas del COBACH a la hora mencionada; sin embargo, los impuntuales se incomodaron, violaron los candados y entraron a la fuerza.
“Se les dio la oportunidad de que presentaran la prueba y se calmó todo. Nosotros regresamos a la 1 de la tarde y vimos que todo estaba en orden. Sabemos que se levantaron actas y aplicar sanciones corresponderá a la autoridad correspondiente”, indicó Salas Sánchez.
Hasta el momento no se ha dado a conocer la identidad de los maestros que provocaron el problema y extraoficialmente se sabe que las autoridades sindicales están tratando de identificarlos para deslindar responsabilidades.
En las oficinas del SNTE 54 se informó que hasta ayer no se tenía conocimiento que algún docente de esa sección estuviera involucrado, pero que se esperaría el reporte oficial para definir las acciones que se tomarán.